Defectos

Hoy mientras buscaba para una de mis clases algún artículo sobre las costumbres españolas que más sorprenden a los extranjeros, encontré varias opiniones interesantes que venían sobre todo de mujeres americanas, pero no encontraba ninguna opinión de italianos..hasta que la encontré. Y fue en los comentarios a un artículo lleno de obviedades, porque hoy en día, en mi opinión, lo que pone el termómetro a la realidad no son los artículos escritos a veces con desgana por periodistas mal pagados, sino los comentarios que a esos artículos hace la gente de a pie y que se lo toman como algo personal. Así, uno de esos comentaristas anónimos hablaba de un país precioso lleno de gente embustera y con pocas ganas de trabajar. La verdad es que aunque el comentario venía de un italiano que llevaba tres años viviendo en España, me quedó la duda de a qué país se refería, si a éste o a aquel. Y es que a veces lo que más nos crispa de los demás, son nuestros propios defectos. Ahí lo dejo…¡con uno de los limones de mi limonero!

20170209_195450

 

Paloma Gómez Borrero

Digo yo, que en un blog como éste no puede faltar un recuerdo para Paloma Gómez Borrero a la que toda una generación de españoles (o más de una) no puede por menos que relacionar con Roma, la ciudad de la que tanto sabía y sobre la que tanto escribió. Y es que, aunque yo sólo he leído un libro suyo, uno sobre fantasmas romanos que me prestó un amigo, sé que también tenía alguna guía sobre lugares secretos de la ciudad, libro por cierto que intentaré conseguir, leer y compartir. Y hablando de escribir (y de leer), el sábado leí en la red social de una amiga una frase muy bonita que, refiriéndose a la Gómez Borrero, decía algo así como que le parecía imposible que una persona tan alejada ideológicamente de ella le pudiese gustar tanto. Yo lo suscribo, aunque en mi caso no me sorprende, pues mucha de la gente a la que quiero (o he querido en mi vida) está(ba) directamente en mis antípodas ideológicas, pero es que – por mucho que nos empeñemos – la mayoría de las veces lo de derechas, izquierdas, creyente, ateo, conservador, liberal…¡¡se queda tan corto para definirnos!!. Al final sólo son ideas, y lo que te une a una persona son los sentimientos. O no. Pero a ratos me gusta pensarlo. Os dejo más fotos de mi amiga villaodonesa que yo he perdido todo mi “legajo” romano 😦
 

Con la punta de los pies

Estoy un poco perdida sin mi móvil, sin mis fotos, sin mis contactos…¡ay!. Pero mientras decido ver esto como una oportunidad para darme al apagón tecnológico que creo que necesito, disfruto de los pequeños momentos. Y es que la jornada de hoy no ha podido ser mejor, pese a que el cambio de hora se nos echó encima por la mañana y frustró nuestras expectativas de ir a comer a algún pueblecito cercano, hemos sabido darle sentido a la jornada soleada tomando un aperitivo cerca del Vaticano, comiendo con amigos y buena conversación, tomándonos un helado en La Romana y terminando la tarde con un buen paseo por el centro. Y todo ello aderezado con una temperatura más que primaveral. Y es que Roma no es una ciudad como las demás, es un gran museo, un salón que atravesar con la punta de los pies (Alberto Sordi).

EUR

Hoy maridísimo tenía trabajo y los bambini y yo nos fuimos con nuestra visita hasta el barrio del EUR. El nombre del barrio es un acrónimo de la Exposición Universal de Roma que iba a tener lugar en el año 1942 pero que, por razones obvias, nunca llegó a celebrarse. Pero los orígenes del barrio, en los años treinta, fueron precisamente estos, los de albergar una exposición que exaltase los valores fascistas y que conmemorase el vigésimo aniversario de la marcha fascista sobre Roma que llevó a cabo Mussolini. El barrio es una clara representación de la arquitectura fascista, con un concepto racional, líneas claras y sencillas y con grandes estatuas monumentales de estilo clásico (antigua Roma). A lo largo de los años el barrio ha ido desarrollándose cada vez más y actualmente es una zona muy amplia, moderna y que acoge, además de viviendas, muchas empresas. Entre los edificios de estilo fascista destacan especialmente dos, que están enfrentados uno al otro en la misma calle, el Palazzo della Civiltà del Lavoro (1937), con su fachada de arcos superpuestos (que se inspira lejanamente en el Coliseo) y el Palazzo dei Ricevimenti i dei Congressi. Pero en el EUR hay muchos otros edificios de arquitectura fascista, como por ejemplo la iglesia de los santos Pedro y Pablo, el obelisco dedicado a Marconi, el Museo de la Civilización Romana, el Museo Nacional Prehistórico Etnográfico y otros más. Os dejo unas fotos para que os hagáis una idea. Las fotos por cierto son de mi amiga villaodonesa porque mi móvil ha sufrido una muerte súbita…¡a ver si me lo reviven 😦 !

Tratado de Roma

Este fin de semana se celebra el sesenta aniversario de la firma del Tratado de Roma y para conmemorarlo han venido nada menos que 27 presidentes de gobierno de la Unión Europea. Esta misma tarde se han reunido con el Papa y creo que mañana por la mañana tienen previsto hacer un eventito de los suyos en el Campidoglio. Pero tal y como está la identidad europea últimamente, yo creo que algunos no saben si vienen a un cumpleaños o a un funeral y encima, por aderezar, hay protestas de todo tipo y color. Y a todo eso hay que sumarle el clima de inseguridad que se respira en todo el mundo. Y por lo que me comentáis los medios españoles cuentan que Roma está blindada y tomada por el ejército, que uno no se puede mover por la ciudad. Sin embargo yo os digo que los tanques están en las calles, frente a los principales edificios, desde hace casi año y medio (desde los atentados de Paris) y que sí, que estos dos últimos días he visto muchísima más policía y seguridad que nunca y también mucha más prensa, pero que me he podido mover por la ciudad (en coche, en autobús y a pie) sin ningún problema…quiero decir, sin ningún problema extra a los habituales. Para muestra unos cuantos botones…