Valle d’Aosta 2: Monte Bianco

Ya de vuelta en Roma después de más de ocho horas en el coche (760 kilómetros con una parada en Torino para recoger unos zapatos que nos habíamos dejado y otra en Florencia para comer) os cuento nuestra jornada de ayer…
Salimos temprano del hotel en Aosta (bueno, vale, no tan temprano) con dirección a Courmayeur, donde está el Funivía Skyway que sube hasta el Monte Bianco o Mont Blanc (según desde que lado lo mires). Os cuento que el funivía cuesta un pastizal, ahora, si merece o no la pena lo tiene que decidir cada uno. A nosotros nos ha gustado mucho estar allí, a esa altura y rodeados de toda esa belleza tan espectacular.
Después bajamos y fuimos a Entreves a comer. Allí el camarero muy amablemente – además de cobrarnos otro pastizal por un par de platos de pasta – nos indicó algunas rutas preciosas para hacer por la tarde. Así fuimos hasta Val Ferret que, tal y como nos habían dicho, es uno de los paisajes más bonitos de la zona, con toda la cadena montañosa a un lado y un bonito bosque al otro y sobre todo si, como ocurre en este momento del año, queda aún bastante nieve, pero el sol lo ilumina todo. Una maravilla. Después fuimos, ya en coche, a pasear por Courmayeur – es bonito y tiene bastante comercio, con lo que se le supone bastante animación durante las temporadas altas de invierno y verano, pero no en una jornada de diario y a apenas una semana del fin de la temporada de esquí – y después hasta Verrand, un pequeño pueblo en el que no viven más de 60 personas y que no tiene nada de comercio, pero sí que tiene muchas casas iguales de piedra que destacan sobre el paisaje montañoso. A esas horas ya el cansancio podía con nosotros, y aún nos qudaba más de media hora de coche para volver al hotel, así que decidimos volver tranquilamente a descansar y recordar los fantásticos paisajes.

Autor: elenabalo

Medio berciana, medio castellonera. Criada como barberense y crecida como villaodonesa. Y ahora mismo ejerciendo de romana. Soñadora vehemente, vividora pragmática. Unos ratos ingenua y otros escéptica. Hija imperfecta, madre impaciente, compañera indómita, amiga irregular. Culé. Viajera y enamorada de Roma.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s