La última cena

Debe ser como la una. Acabo de llegar de Campo di Fiori, de cenar pizza y fritos (impresionante la flor del calabacín rellena de mozzarella y anchoas). La excusa era despedir al compañero que hasta ayer ocupaba el puesto de mi marido. Y mientras charlábamos, yo pensaba, “¿por qué no vendremos con un disco duro extraíble de serie?”. Un disco en el que, una vez almacenados todos los conocimientos, todos los recuerdos, todas las imágenes vividas, las pudieses copiar y pasárselo a otros para que aprendiesen de tu experiencia. ¡¡Ojalá!!
Una cena muy agradable, pero a la vez extraña, con muchos sentimientos encontrados. La primera cena/La última cena. Nuestra emoción por la historia que empieza, como una hoja en blanco en la que cualquier cosa puede ser escrita. E inexorablemente la tristeza por el fin de la misma historia, ese instante en el que uno sabe que cierra definitivamente la puerta a un momento importante de su vida, que ha exprimido con intensidad, pero al que ya sólo podrá volver a acceder a través de la pequeña ventana de la memoria. ¡Así es la vida!
Y yo, desacostumbrada a escribir y carente de inspiración, planteándome mudarme a la plaza de las Musas, pero flotando por las calles de Roma…¡y eso es suficiente!

Autor: elenabalo

Medio berciana, medio castellonera. Criada como barberense y crecida como villaodonesa. Y ahora mismo ejerciendo de romana. Soñadora vehemente, vividora pragmática. Unos ratos ingenua y otros escéptica. Hija imperfecta, madre impaciente, compañera indómita, amiga irregular. Culé. Viajera y enamorada de Roma.

4 comentarios en “La última cena”

  1. Elenita se me acaba de ocurrir que puedes ir haciendo, cuando tegas tiempo, un recetario de las mejores comidas que vayas probando y luego nos lo pasas claro…ya sabes que somos muy cocinillas y sobre todo que nos gusta comer. Asi que ya sabes…una idea.

    1. Pues sí que me gustaría Marian. Había pensado hacer una guía de restaurantes (aunque eso es un poco cambiante) con su especialidad. Y también quería hacer un curso de cocina. Creo que te tomo noto y de todo aquello que me guste, pediré la receta para pasarla. Ya has visto que en casi todas las entradas hablo de comida…¡¡¡qué alegría para el cuerpo!!!.

    1. Lo de los garitos va a estar más complicado…ya la haréis vosotros cuando aprovechéis mi ausencia para venir a ver a Fernando 😛

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s