Instituto Japonés

En torno a la Plaza de las Bellas Artes se encuentran muchos de los Institutos nacionales de Cultura, como el de Suecia, Rumanía, Egipto, o el de Japón, en el que he estado hoy, acompañando a la clase de la rubia. 
Hay que reconocer que a veces, uno no sabe bien a qué se dedican este tipo de instituciones, hasta que un día pasa por allí, pregunta un poco y se da cuenta de la cantidad de gente que mueven, y de como se promocionan la lengua, el turismo y la cultura del país, a través de cursos, exposiciones y charlas.

20140416_094749

En otras ocasiones, la promoción se da gracias a “momentos especiales”, como el de hoy en el Instituto de Cultura Japonesa, pues sólo durante este mes, van a abrir por primera vez al público su jardín. Y todos sabemos la fama que tienen los jardines japoneses, pero hay muchísimas otras cosas que, por lo menos yo, no sabía, algunas las seguiré ignorando (pues mi italiano aún tiene un límite) pero otras me han parecido muy curiosas. Como que en cada jardín japonés debe existir un equilibrio entre los cuatro elementos naturales (aire, agua, tierra y fuego) y que cada uno de estos elementos está representado por algunos objetos que existen en todos los jardines como, sobre todo, los senderos de piedras, el estanque, la isla, el puente, la casa de té o la linterna de piedra.

20140416_095152

En este caso, me ha gustado mucho la combinación de la flora japonesa (pino negro, helechos, musgo y sakuras-cerezos en flor) con la vegetación puramente mediterránea (como el olivo). ¿Sirven estos jardines para meditar? ¿Relajan? Pues sinceramente, con 26 fieras de 6 y 7 años a mi alrededor, he de decir que NO, pero eso sí, me ha parecido precioso.
Después de dejar a los cachorrillos en su recinto, y para clausurar el acto, hemos ido a la cercana cafetería del Museo de Arte Contemporáneo. Y, si pasáis por allí, os recomiendo que os acerquéis. El lugar es tranquilo y muy curioso, tiene una terraza maravillosa y el interior está lleno de pinturas y esculturas, y también la gente que lo frecuenta es digna de ver. Por ejemplo hoy, como en el mejor Londres de los 80, había un tipo con bombín y a su lado otro con un pantalón de cuero lleno de tachuelas.  

Autor: elenabalo

Medio berciana, medio castellonera. Criada como barberense y crecida como villaodonesa. Y ahora mismo ejerciendo de romana. Soñadora vehemente, vividora pragmática. Unos ratos ingenua y otros escéptica. Hija imperfecta, madre impaciente, compañera indómita, amiga irregular. Culé. Viajera y enamorada de Roma.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s